Cómo ganar dinero con la tecnología disruptiva
Página principal Finanzas, Educación para trading, Fintech, Sector tecnológico
Tema de actualidad
29 Mayo
2504 2k

Puede hacerse rico invirtiendo en tecnología disruptiva. Pero si fuera fácil, todo el mundo vería venir el cambio y se adaptaría en consecuencia, matando la nueva idea antes de que se convirtiera en una amenaza. ¿Cómo puede distinguir las mejores innovaciones futuras y las tendencias imparables del resto? Aquí le contamos cómo encontrar un nuevo Amazon.com, Netflix, o Apple mucho antes de que se conviertan en gigantes que dominen la industria.

Paso 1: Encuentre un mercado que necesite cambiar

En el caso de Amazon (NASDAQ: Amazon.com [AMZN]), todo empezó con un sector minorista envejecido y descomunal. A principios de los años 90, los grandes almacenes y cadenas minoristas dominaban la industria.

Internet estaba comenzando a cambiar el panorama. ¿Cómo reducir los costes asociados a la realización de negocios minoristas? La repuesta era simple – moviéndose hacia esa red.

Según dicen, Netflix (NASDAQ: Netflix [NFLX]) comenzó como un competidor directo de los videoclubs, con su política injustificada de multas por retraso en la devolución de los vídeos alquilados. Además, el cofundador y director ejecutivo Reed Hasting deseaba repetir el éxito de Amazon.com. Aquí estaba otro mercado de consumo aburrido e ineficaz que necesitaba un cambio de imagen radical.

Apple (NASDAQ: Apple [AAPL]) regresó del borde del desastre financiero, mientras Steve Jobs hacía su regreso triunfal a la compañía que construyó. En 1997, Jobs quería reconstruir Apple en torno a la idea de hacer “algunos productos realmente grandes”, y ya había identificado varios “agujeros gigantes” en el mercado que necesitaban llenarse.

iPods e iTunes se lanzaron en un espacio de cuatro años. En 2007, los iPhones se convirtieron en una importante fuente de ingresos a largo plazo de Apple. El mercado de la informática móvil se había estado desarrollando en la dirección equivocada desde el primer día, y Steve Jobs tenía mejores ideas.

Paso 2: Busque empresas que aborden esta brecha tecnológica

El próximo Netflix podría aplicar una plataforma tecnológica centralizada y de bajo coste a algún otro sector empresarial, creando un imperio disruptivo en el proceso. El próximo Apple podría crear dispositivos únicos para simplificar y mejorar nuestras actividades diarias – como el afeitado. O el próximo Amazonas podría estar preparando un sistema de distribución y pedidos revolucionario para… bueno, ¿quién sabe?

Estos futuros gigantes pueden ser pequeños advenedizos que funcionan desde un garaje, y que aún no están listos para el mercado público. O tal vez es una empresa más vieja, buscando nuevas oportunidades de mercado para seguir siendo relevante. Si puede comprar acciones de la misma, estará listo para el tercer paso. Si no, tome nota y siga mirando hacia delante.

Tenga en cuenta que los gigantes de hoy en día fueron una vez pequeños y muchos los pasaron por alto. Algunos de las empresas actuales de pequeña capitalización seguirán caminos similares hacia gigantescas capitalizaciones de mercado y beneficios. No deseche ninguna empresa solo sea demasiado pequeña y desconocida:

Paso 3: Asegúrese de que hay un modelo de negocio real en juego

Ideas hay muchas. El verdadero valor radica en la construcción de un modelo de negocio viable en torno a su revolucionaria tecnología.

Aquí es donde debería buscar resultados trimestrales de ganancias, ruedas de prensa de la administración y presentaciones de la SEC de todo tipo. ¿Está preparada la idea disruptiva produciendo una ganancia operativa en este momento? Genial, pero es posible que ya haya perdido una parte significativa de sus altos beneficios. ¿Tiene la compañía suficiente dinero para lanzar un producto o servicio totalmente nuevo al mercado? Es mejor tener un plan para recaudar más dinero como sea necesario sin ahogarse en deuda de alto interés o robar a los accionistas a través de la venta de acciones.

Recuerde, Netflix está “quemando” dinero en efectivo ahora mismo para crear una biblioteca de primera clase de programas originales con valor duradero. Amazon hizo lo mismo en la década de 1990, en su camino hacia la creación de un coloso del comercio electrónico que es hoy en día. Incluso Apple mostró flujos de efectivo negativos durante largos períodos en la década de 1990, y nuevamente a principios de la década del año 2000, con la transición al iPod y el iTunes.

Gaste dinero ahora, coseche las recompensas más tarde. Simplemente cerciórese de que la empresa pueda realmente permitirse el nivel de gastos planeados sin causarle un daño irreparable al balance.

Algunos inversores puede que prefieran menores niveles de riesgo, cancelando cualquier ticker con ganancias negativas y/o flujos de efectivo. Eso está bien, pero no se pueden alcanzar buenos resultados a largo plazo sin asumir ningún riesgo financiero. La decisión es suya.

Paso 4: Invierta y, a continuación, vigile de cerca la alteración en su sector elegido

Por supuesto, podría apostar por una tecnología prometedora y luego olvidarse de ella durante unos años o décadas. Pero eso es jugar, no invertir.

La idea aquí es encontrar un nuevo retador fuerte en un campo establecido, y después tomar un interés activo en los rumores del mercado.

Las cosas pueden salir mal, y siempre debería estar listo para tomar las medidas adecuadas cuando esto suceda. A veces, eso significa vender y olvidarse de ellas.

Recuerde cuando BlackBerry era popular, la empresa no percibió los iPhones de Apple como una amenaza, pues pensaba que la fuerte protección de datos y teclados físicos de alta calidad no tenían competencia.

El codirector ejecutivo Jim Balsillie incluso le agradeció públicamente a Apple su contribución en el mercado de los smartphones, pero no vio a Cupertino como una amenaza hasta que fue demasiado tarde.

La propia revolución de BlackBerry de las comunicaciones móviles fue detenida debido a la aparición de los smartphones de Apple y Android, las tiendas de aplicaciones fáciles de usar y su potente marketing.

En otros casos, los problemas temporales podrían abrir una ventana de compra atractiva donde se puede duplicar en sus mejores tecnologías disruptivas. Cuando Netflix separó su servicio de streaming de los envíos de DVD en 2011, el anuncio de Qwikster fue visto como un error que pondría fin al imperio, y los precios de las acciones se desplomaron rápidamente. Sin embargo, el director ejecutivo de Netflix Reed Hastings fue rápido en revertir la división de Qwikster mientras se aferra a la separación de DVD y las suscripciones de streaming.

Cuando se hizo evidente que Hastings había corregido sus errores, los inversores comenzaron a comprar acciones de la empresa. En los últimos años, la inversión inicial en Netflix habría aumentado 13 veces. En este caso, vender habría sido un grave error, como también lo habría sido ser excesivamente prudentes.

Por lo tanto, debe supervisar constantemente las condiciones cambiantes del mercado. Cuando más profundamente entienda el mercado, mejor equipado estará para aprovechar al máximo los cambios fundamentales que tienen lugar en él.

Lea también:

Хотите узнать больше о гражданстве за инвестиции? Оставьте свой адрес, и мы пришлем вам подробный гайд

Por favor, describa el error
Cerrar
Cerrar
Gracias por registrarse
Dele a me gusta para que podamos seguir publicando contenidos interesantes gratis