7 estrategias que ayudan a los ahorrativos a enriquecerse
AP Photo/Alastair Grant
Página principal Estilo de vida, Historias de éxito, Finanzas personales

El financiero Thomas C. Corley ha pasado cinco años entrevistando a gente rica y ahora nos cuenta los hábitos que les han permitido acumular su fortuna.

He descubierto que existen dos tipos de millonarios hechos a sí mismos: los que se arriesgan, y los que muestran buenos hábitos a lo largo del tiempo. Los que tienen buenos hábitos suelen hacer muchas de las mismas cosas que les han ayudado a crear su riqueza. Los millonarios hechos a sí mismos se dividen en dos categorías: los que se arriesgan y los que ahorran. Los que se arriesgan son personas que asumen algún riesgo en su búsqueda de la riqueza. Suelen ser dueños de negocios, empresarios, inversores agresivos en acciones o bienes raíces - o crean algún producto o servicio tan exclusivo que pueden pedir un precio muy elevado a cambio.

Los millonarios que se arriesgan se encuentran entre los más ricos de mi estudio, con un patrimonio neto medio de alrededor de 7,4 millones de dólares. Para arriesgarse hay que ser audaz y valiente. Se trata del camino de alto riesgo hacia la riqueza. Requiere valor, persistencia, astucia y una ética de trabajo dura.

No es para todos.

Los ahorradores acumulan su riqueza viviendo por debajo de sus posibilidades, ahorrando dinero para más tarde invertirlo prudentemente. Según mi investigación de Rich Habits, para alcanzar la riqueza siguiendo este camino son necesarios al menos 32 años. Los ahorradores generalmente evitan los riesgos, tienen empleo la mayor parte de sus vidas y tienen un nivel de vida bajo o moderado. Los ahorradores se encuentran entre los menos ricos de mi estudio, con un patrimonio neto medio de alrededor de 3,4 millones de dólares.

Sin embargo, ser ahorrador es la única forma de conseguir la riqueza sin asumir riesgos. Se trata del camino seguro hacia la riqueza. Requiere disciplina, diligencia y un estilo de vida modesto.

En mi estudio, he descubierto que todos los ahorradores tienen una mentalidad de dinero específica. Estas son las principales estrategias de los multimillonarios ahorradores.

1. Se fijan metas de ahorro al principio de sus vidas

El 94% de los millonarios que se hicieron ricos ahorrando ahorraban el 20% o más de su salario neto o de sus ingresos netos. Empezaron a hacerlo justo cuando comenzaron a trabajar, mucho antes de acumular sus millones.

Siempre que recibas tu sueldo, intenta ahorrar algo - un 10%, un 5% o incluso un 1%. El objetivo es establecer un objetivo de ahorro y mantenerlo. Esto crea el hábito del ahorro.

El objetivo final, si quieres convertirte en un millonario hecho a sí mismo, es ahorrar un 20% o más de tu salario neto e invertir prudentemente esos ahorros. Siguiendo esta estrategia, tus ahorros e inversiones crecerán con el tiempo.

2. Son frugales

He estado estudiando los hábitos diarios de los ricos y pobres desde el año 2004. Como resultado, he reunido una gran cantidad de datos sobre ambos grupos.

El 67% de los ricos de mi estudio afirmaron que eran frugales. Para ellos, frugal significaba gastar su dinero con cabeza. Significaba comprar artículos o servicios de calidad a precios bajos. La mayoría de los ricos de mi estudio fueron criados por padres pobres o de clase media que se esforzaron por inculcarles buenos hábitos. Ser frugal fue uno de esos buenos hábitos que aprendieron de sus padres y que se llevaron consigo en la vida adulta. Buscar valor y calidad te convierte en una persona frugal.

Ser frugal no te hará rico, pero sí te ayudará a ahorrar más dinero si compras con cabeza teniendo en cuenta la calidad y el precio.

3. Evitan gastar más cuando tienen más dinero

Muchas de las personas que de repente ven cómo sus ingresos aumentan, empiezan a gastar mucho más.

El hábito de los ricos es renunciar al deseo de gastar tu dinero hoy. En su lugar, ahórralo o inviértelo para que crezca su valor y te proporcione unos recursos financieros que puedas utilizar en el futuro para mantener tu nivel de vida.

Cuando te gastas tu dinero, este simplemente desaparece. Cuando pasas por malos momentos, como perder el trabajo, y te ves obligado a vender tus pertenencias por un precio mucho menor del que pagaste, estás perdiendo dinero.

Uno de mis amigos más ricos me ha explicado su regla para el éxito financiero:

"La misma casa, la misma esposa, el mismo coche".

Estas palabras están llenas de sabiduría. Lo que realmente quieren decir es que no importa cuánto dinero consigas amasar, no cambies tu nivel de vida. No sobredimensiones tu vida comprando cosas que realmente no necesitas. Vive una vida modesta y forja el hábito de la gratificación retardada - postergando lo que quieres hoy para que puedas tener algo a lo que recurrir en el futuro.

4. Hacen que su dinero sea invisible

Hacer que tu dinero sea invisible significa ponerlo a trabajar para ti de inmediato, antes de verlo en tu cuenta y sentir la tentación de gastar. A esto también lo puedes llamar “automatizar tus ahorros”.

Abre una cuenta de ahorros. Cada vez que recibas tu sueldo, mueve inmediatamente una cantidad específica de tu sueldo neto a tu cuenta de ahorros. Esto te obligará a gastar únicamente lo que tienes en tu cuenta normal.

5. Mantienen sus gastos bajos

Los millonarios hechos a sí mismos que han sido capaces de ahorrar millones de dólares son muy estrictos a la hora de gastar lo mínimo posible. Estas son algunas de las estrategias a seguir:

  • No gastes más del 25% de tu salario mensual en tu casa. No importa si posees la casa o la alquilas.
  • No gastes más del 15% de tu salario mensual en alimentos.
  • No gastes más del 10% de tu salario mensual en entretenimiento. Esto incluye bares, películas, restaurantes, etc.
  • No gastes más del 5% de tu salario mensual en préstamos o alquileres de coches.
  • No gastes más del 5% de tu salario anual en vacaciones.
  • Nunca apuestes. Si vas a apostar en lotería, sácalo de la cantidad que tienes destinada al entretenimiento.
  • No acumules deudas en tus tarjetas de crédito. Si utilizas tu tarjeta de crédito para pagar tu casa, básicamente estás viviendo por encima de sus posibilidades.
  • Invierte tus ahorros con prudencia. Nunca inviertas creyendo que te vas a hacer rico rápidamente. No existe tal cosa. El poder de la composición puede aumentar tus ahorros y hacerte rico. Al ahorrar tan solo 250 $ al mes durante 40 años acumularás 500.362 $ con una rentabilidad del 5%.
  • Maximiza tus contribuciones al plan de jubilación de tu empresa. Si la compañía iguala tus contribuciones, genial. Eso es dinero gratis. Aprovecha el dinero gratis siempre que puedas.

6. Evitan los amigos derrochadores

Uno de los sellos distintivos de los millonarios hechos a sí mismos es el esfuerzo consciente que hacen para asociarse con personas de ideas afines. Si alguien cercano es un derrochador, evítalo. Si alguien cercano mira por su dinero, pasa más tiempo con esa persona.

Si quieres adoptar buenos hábitos de dinero, necesitas asociarte con personas que posean esos hábitos y alejarte de las que no los tienen. Si te rodeas de personas con tus mismas ideas, es muy probable que puedas seguir tus buenos hábitos de dinero durante toda la vida.

7. Se casan con una persona que tiene sus mismos hábitos

Una de las razones por las que los millonarios que se hacen a sí mismos son millonarios es que se casan con personas con sus mismos hábitos sobre el dinero. Encuentran a un cónyuge que comparte sus valores monetarios y hábitos de dinero. Al compartir las mismas ideas sobre el dinero, funcionan como un equipo muy eficiente cuando se trata de ahorrar dinero, gastarlo o invertirlo.

Lea también:

Хотите узнать больше о гражданстве за инвестиции? Оставьте свой адрес, и мы пришлем вам подробный гайд

Por favor, describa el error
Cerrar
Cerrar
Gracias por registrarse
Dele a me gusta para que podamos seguir publicando contenidos interesantes gratis